The Beatles, el mito que va por el Oscar




La película Vivir es fácil con los ojos cerrados, traducción del verso Living is easy with eyes closed, de la canción Strawberry Fields Forever.

Por Miguel Lozano (*)

Madrid (PL).- Como un mito que se niega a desaparecer, la banda británica The Beatles reaparecerá en los próximos premios Oscar de mano del cineasta español David Trueba y un filme que reivindica la dignidad humana.

La película Vivir es fácil con los ojos cerrados, traducción del verso Living is easy with eyes closed, de la canción Strawberry Fields Forever, es la propuesta española para la competencia de mejor cinta extranjera.

El guión recrea una historia real: la de Juan Carrión, un maestro de inglés que sostuvo una entrevista con John Lennon en Almería en 1966, cuando este filmaba la película Como gané la guerra, de Richard Lester.

Al profesor, actualmente de 90 años de edad, se le atribuye haber convencido a Lennon de incluir las letras de las canciones en las carátulas de los discos de los Beatles, así como haberle sugerido al músico británico usar lentes para contrarrestar su problema visual.

En esa reunión, tras la cual comenzó a utilizar las famosas gafas redondas que se convirtieron en parte de su imagen, el beatle cantó para Carrión una canción que estaba componiendo, presuntamente inspirado en una mansión de Almería que le trajo recuerdos infantiles.

Lennon residió allí y compuso Strawberry Fields Forever en una mansión con jardín que se estima le sirvió de evocación de una casa del Ejército de Salvación en Liverpool (Strawberry Field, sin s) donde el músico británico jugó de niño.

La anécdota del profesor, que enseñaba inglés con canciones de The Beatles, sirve a Trueba de pretexto para contar una historia de bondad sobre la relación del maestro con dos adolescentes errantes, quienes le acompañaron en el recorrido por carretera hasta la zona de filmación.

Vista desde el ángulo español, y de los hispanohablantes entre quienes la banda se impuso pese a la barrera lingüística, la película devuelve al espectador a aquella década prodigiosa, con un halo romántico como a veces logra el tiempo con los recuerdos.

Probablemente no fue la intención de Trueba, pero el filme (por lo menos para aquellas generaciones de la segunda mitad del Siglo XX) provoca la nostalgia por ese tiempo en el cual todas las utopías parecían posibles.

De cualquier manera la película ganó seis Goyas (equivalente español del Oscar) entre ellos al mejor director y mejorar guión original para Trueba, mejor actor protagonista (Javier Cámara) y mejor actriz revelación (Natalia Molina).

En declaraciones luego de recibir el Premio Mayor de la región de Murcia, entregado a personas destacadas que residen en esa comunidad autónoma española, Carrión opinó que los profesores deben estar agradecidos por la película.

En su opinión la cinta expone valores espirituales, algo muy necesario en el mundo actual, y muestra como los maestros deben mantener una conducta digna en el aula y fuera de ella.

Carrión -un madrileño que vive en Murcia, expresó confianza en que el filme gane el Oscar a la mejor película extranjera aunque reveló que Trueba no está tan seguro.

El presidente de la región de Murcia, Alberto Garre, estimó que el verdadero valor de Carrión no fue su relación con el beatle sino haber dedicado su vida al bilingüismo y la formación con honestidad de varias generaciones en el conocimiento de un idioma.

Vivir es fácil… provoca la exaltación de la honestidad, una virtud que necesita seguir existiendo e impresiona por una manera de hacer cine que, aunque no logre deslumbrar a los académicos y a Hollywood, quedará como una pieza notable del cine español.

(*) El autor es corresponsal de Prensa Latina en España
cmv/ml



About the Author

José Tejada Gómez
Periodista, fundador y director de DiarioDigitalRD. Para contacto 809-616-6354 Cel. 809-980-6500 y 809-6081130. [email protected]