Fogaraté: Los pau-pau de Jean Alain

Ramón Colombo, periodista.




Si en el pasado hubiésemos tenido a Jean Alain Rodríguez como Procurador General, la República Dominicana no tendría ni un medio de comunicación, pues él los hubiera cerrado por ir más allá de sus bobaliconas declaraciones de prensa y denunciar los entuertos de la Procuraduría en millares de casos judiciales, entre ellos el que hoy nos ocupa: Odebrecht. ¿Será que ignora los grandes aportes del periodismo de denuncia, y que es deber de la prensa revelar absurdos y abogar por la transparencia pública? ¿No sé da cuenta del ridículo que hace al amenazar con castigar a los medios que hurguen como sea en ese apestoso expediente?



About the Author

Ramón Colombo
Soy periodista con licenciatura, maestría y doctorado en unos 17 periódicos de México y Santo Domingo, buen sonero e hijo adoptivo de Toña la Negra. He sido delivery de panadería y farmacia, panadero, vendedor de friquitaquis en el Quisqueya, peón de Obras Públicas, torturador especializado en recitar a Buesa, fabricante clandestino de crema envejeciente y vendedor de libros que nadie compró. Amo a las mujeres de Goya y Cezanne. Cuento granitos de arena sin acelerarme con los espejismos y guardo las vías de un ferrocarril imaginario que siempre está por partir. Soy un soñador incurable.